Select Page

Y al final…contradicciones contrarias.

Y al final…contradicciones contrarias.

         Y  AL FINAL…

          Como Nerón, te quedaste componiendo no sé el qué, mientras mirabas como ardía nuestra ciudad. Y no fuiste capaz de hacer nada. Ahora lo veo distinto, diferente…

          Se desmoronaron las estructuras de nuestras vidas mientras las llamas hacían suyos los recuerdos, las ilusiones… Pero ya no podíamos ser agua.

          Y me cansé de tirar de ti, de decirte: “ Si quieres vuelvo cuando tengas un minuto para mí”. Supongo que no tienes la culpa. E intento que suene bien, sin que te parezca mal. Así, decidí no enfadarme. Decidí sentarme a tu lado mientras componías nada, y por un momento me comporté como tú. Y sí, quería darte un beso, el último, pero me limité a ver como ardía Roma. Con los ojos fijos en aquella no-ciudad… Te daba igual, y fue cuando comprendí que hay veces que es mejor perder. Mientras me marchaba no quise volver la mirada para verte por última vez, me volvió el orgullo, sé que tú tampoco lo hiciste. Simplemente lo acepté.

                                                                                                   

                                                                                         CONTRADICCIONES CONTRARIAS

                  Y todo es complicado: fácil, solucionado con dejarse caer, dejarse llevar. Y esta historia, te la voy a contar deprisa, para que lentamente te acerques a mí . Escucha:
                  En el mundo que inventas, que vives, nace la vida entre matices. Y en el cielo: la luna y el sol sonriendo, te esperan. Y hay buenos y malos, ricos y pobres, color: blanco y negro…y grises. Y en el mar arena y en el desierto agua. Y aquí mandas tú. Tu imaginación. Donde acaba un verso empiezas otro. Un río, sirenas. La noche y tus palabras tienden a rendirse. Descansas. Despiertas. Y juegas, luchas. Sonríes. No importa. Estás ahí, y alcanzas la brújula, la de arriba, la que no señala el norte y te echas a andar: y descubres obviedades maravillosas: el arco iris, una mirada reflejada en aquel río sin agua, una nube, un gorrión, una flor. La verdad. Por no ser fácil, se complica, y te cansas. Te das cuenta, tu mundo no es la realidad, quieres abandonar. Y lo ves; los imposibles sí que existen.

                       Y es entonces cuando dejas de escribir…

 
 
 
rosa romero-nieva
The following two tabs change content below.
Pepe

Pepe

El professor Pepe Romero-Nieva comparteix la seua filosofia i la seua poesia des d' aquestes pàgines. Escriu, pensa i opina del món que li ha tocat viure i interpreta els fets els quasl observa des de perspectives crítiques-constructives.
Pepe

Latest posts by Pepe (see all)

3 Comments

  1. Nieves Vidal

    M’agraden molt ambdòs escrits, Rosa. Sempre he gaudit dels textos que juguen amb les paraules, sobretot oposades, com és el cas, cosa no gens fàcil de fer, ja que no es tracta d’anar abocant-les, sinó de ajuntar-les per tal de aconseguir una incoherència coherent (per seguir amb la línia). Deixes ben patent que has heretat la traça de les paraules d’algú que tens ben a prop i, si afegim un art innat… voilà! Ací ho tenim. Enhorabona pel talent!

    Responder
  2. Rosa Romero-Nieva Mahiques

    Nieves, moltes gràcies pel teu suport i les teues paraules : ), per a mi suposen una gran satisfacció personal que allò que em naix de dins, arribe a la poca gent que llig el que escric. És una gran força que m’ajuda a continuar fent-ho, no sé si bé o mal, però de la millor manera que sé. Gràcies de nou : ).

    Responder
  3. Rosa Mahiques Margarit

    A mi també m’han agradat molt els teus escrits, encara que com a part molt important de la meua vida, no sé si m’he deixat portar per l’amor de mare, però de tota manera ¡enhorabona!

    Responder

Deixa les teues opinions...

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

CERCA I TRIA

ISSN QD

QuatretondaDigital és un lloc lliure per a gent lliure.

 

LAS CINCO CARTAS

OPINADORS

  • Cargando...

MARXA al CRIST de Juan E. Benavent

CLIKA SI T’INTERESSA

GUIRIGALL.POEMES.

NO DEIXEM QUE VAJA A MÉS!

ELS MÉS VISITATS